Emilio Novoa y la primera Escuela Superior de Telegrafía

Emilio Novoa González (1895-1972) fue telegrafista, ingeniero, científico, abogado y político orensano.

Con dieciocho años ingresó en el cuerpo de Telégrafos; fue alumno de la primera Escuela Superior de Telegrafía de 1913. Perteneció a la primera promoción de ingenieros de telecomunicación de 1917.

Se licenció, además, en Derecho. Tuvo varios destinos en el Cuerpo de Telégrafos y fue nombrado Ingeniero Jefe del Cuerpo Superior de Telecomunicaciones en 1956.

Su vida profesional estuvo muy vinculada a la docencia, incorporándose el 11 de julio de 1924 a la Escuela Oficial de Telegrafía, como profesor de la cátedra de construcción, mecánica aplicada y motores térmicos de los ingenieros de telecomunicación. Después de la Guerra Civil, continuaría siendo profesor de la Escuela Oficial de Telecomunicación, creada en 1930, donde impartía clases para ingenieros técnicos e ingenieros superiores.

El 20 de diciembre de 1949 pasó a ser director de la Escuela. También ocupaba este cargo cuando se inauguró la Escuela Oficial de Telecomunicación en 1955, en Madrid, ubicado en la calle Conde de Peñalver nº 19, siendo el primer edificio proyectado para la formación de los ingenieros de Telecomunicación: edificio con 5 plantas y sótanos; en la primera planta se levanta un patio central y aulas laterales; en la segunda la dirección, secretaría y oficinas.

Originalmente, estaban matriculados 250 alumnos de las especialidades de Ingeniería de Telecomunicación, Ayudantes de Telecomunicación con las especialidades de Radio, Líneas y Centrales, así como los alumnos de la Escuela de Radiotelegrafía de primera y de segunda.

Aunque en 1957 se establecería por ley una Escuela específica para ingenieros de Telecomunicación y otra específica de peritos, en la práctica sólo existiría esta Escuela hasta el traslado a Ciudad Universitaria en 1966.

La Escuela en los años 50. Actualmente es el Centro de Formación de Correos y Telégrafos.

En 1965, bajo la dirección de Emilio Novoa, se inauguran las nuevas instalaciones de la Escuela Técnica Superior de Ingenieros de Telecomunicación en la Avenida Complutense, 30 de la Ciudad Universitaria de Madrid. Con diversas ampliaciones, es donde permanece en la actualidad.

Ese mismo año causa jubilación forzosa por razón de edad como docente, siendo en ese momento presidente del Consejo Técnico de Telecomunicación. No obstante, es prorrogado en su cargo de director hasta ser sustituido por su sucesor, que será Rogelio Segovia Torres. El Claustro de profesores, en sesión de enero de 1965, acuerda agradecer al Ministerio la decisión y pedir que Novoa sea designado Director honorario «en atención a sus constantes desvelos por el prestigio y eficacia de las enseñanzas» de Telecomunicación.

En 1954, el Ministerio de Educación le otorgó la comisión y la placa de la Orden de Alfonso X el Sabio y fue nombrado Consejero Honorario de Educación Nacional. En 1996, el Ayuntamiento de Madrid colocó una placa conmemorativa en la fachada de la casa donde vivía en la calle General Díaz Porlier, en el barrio de Salamanca.

Placa conmemorativa en la fachada de la casa en la que vivió hasta su muerte, situada en la calle General Díaz Porlier del barrio de Salamanca.

Deja un comentario